Emociones positivas que te ayudan a ser más feliz

0

Emociones positivas que te ayudan a ser feliz - El Jardín de Venus

Las emociones positivas influyen activamente en nuestra felicidad. Sentir estas emociones positivas nos ayuda a ser más felices. Por ello es importante conocerlas, potenciarlas y trabajar para que formen parte de nuestra vida.

Qué son las emociones positivas.

Las emociones positivas son aquellas que implican sentimientos buenos, agradables, que nos hacen sentir bien. Suelen ser emociones que tienen una corta duración temporal, pero mientras duran nos llenan de felicidad. Por ello decimos que para una vida más feliz es preciso disfrutar a lo largo del día de emociones positivas. Y para ser dueños de nuestra propia felicidad, debemos trabajar por hacer que esas emociones formen parte de nuestra vida diaria.

7 emociones positivas que te ayudan a ser más feliz y cómo hacer que formen parte de tu vida.

Alegría.

Suele durar momentos, pero la emoción de la alegría ya lleva implícita en si misma la sensación de felicidad. ¿Qué situaciones, personas, compañías o momentos te provocan alegría? Hacer un listado con ellas te ayudará a tratar de provocarlas para disfrutar de una vida más felices.

Serenidad.

Es una de las emociones positivas que más dependen de la propia persona. Esa tranquilidad satisfecha y apacible que se vive en algunos momentos, sea a solas o sea en compañía de nuestro círculo más íntimo, nos abre la puerta a la felicidad.

Esperanza.

Dicen que la esperanza es lo último que se pierde, quizá porque aferrarnos a esa emoción positiva nos ayuda a seguir adelante en momento no especialmente felices. Vivir con esperanza es no darlo todo por perdido en los peores momentos, ver una luz al final del túnel, un faro en mitad de la tormenta. Una posibilidad de que todo mejore.

Inspiración.

La inspiración alienta el corazón y la mente, despierta los sentidos y talentos que a veces tenemos dormidos. Es una de las emociones positivas más poderosas que puede surgir en el momento más inesperado.

Diversión.

Mientras te diviertes eres feliz. Es impepinable. Es una de las emociones positivas que puedes esforzarte por provocar con mejor resultado. ¿Qué te divierte? Saberlo te ayudará a provocar que en tu vida estén presentes los momentos de diversión y con ello serás más feliz.

Amor.

El que se da y el que se recibe. El amor no daña, no hiere, no hace llorar. Eso es otra cosa que no merece este nombre. La verdadera sensación de amor aporta calma, aleja el estrés, incrementa los niveles de oxitocina en el organismo.

Humor.

Otra de las emociones positivas que puedes trabajar por incluir en tu vida. ¿Qué te hace sonreír? ¿Y reír? Ese momento en que sueltas una carcajada espontánea es pura felicidad. Aunque dure un instante. Por eso cuando estés triste es recomendable buscar la risa, el humor, y no recrearte en la melancolía, la nostalgia o la tristeza. Recursos como las buenas comedias están al alcance de tu mano y solo tienes que tirar de ellos cuando los necesites. Y cuando estés de buenas, afinar tu sentido del humor.

Conocer las emociones positivas más poderosas es necesario para que puedas provocarlas en la medida de tus posibilidades. Una vida llena de momentos ricos en emociones positivas, es una vida más feliz.

Compartir.

Comentarios están cerrados.

aaa

Comentarios