Cómo elegir la mejor cama de matrimonio

0

 

cómo elegir la mejor cama de matrimonio - El Jardín de Venus

Elegir la mejor cama de matrimonio, sobre todo si va a ser la primera cama de la pareja, siempre es una aventura en la que los dos tenéis que estar de acuerdo. Hay que tener en cuenta que nos pasamos al menos un tercio de la vida en la cama, y que tanto la base como el colchón van a influir en vuestro descanso diario durante años. Así que no es una elección para tomar a la ligera.
Para ello deberéis decidir qué tamaño de cama es el adecuado para ti y tu pareja, tendréis que elegir una cama que mantenga una línea con la decoración de la habitación, escoger entre los mejores Colchones Relax para un buen descanso, dar con la almohada o las almohadas más indicadas para vosotros, encontrar la base idea, comprar la ropa de cama precisa y escoger productos con un buen servicio de venta y todas las garantías.

1.- Elige el tamaño adecuado.

Para ello tendrás que tener en cuenta varias cuestiones:
* Ten en cuenta tanto el tamaño del dormitorio como la orientación de la cama. Debéis poder moveros con libertad a ambos lados de la misma, dejar espacio suficiente para que se puedan abrir las puertas del armario o la puerta del dormitorio, que resulte cómodo hacer la cama cada día y, en definitiva, que no ocupe la totalidad del espacio de la habitación y resulte incómodo hacer vida en ella.
* ¿Cuánto medís? Es una obviedad pero no sería la primera vez en que alguien compra un colchón creyendo que se fabrican en un único tamaño y acaba teniendo que dormir con los pies fuera de la cama. A la hora de determinar el largo del colchón, debes elegir uno que supere la medida del miembro más alto de la pareja. Recuerda que siempre necesitarás unos centímetros de más para no tener la cabeza pegada al cabecero de la cama y los pies al borde del mismo.
* ¿Cuáles son vuestras preferencias y gustos personales? Hay quienes prefieren una cama extra ancha aunque sea para dormir solo. O quienes gustan de una más estrecha por parecerles más acogedora. Es cuestión únicamente de gustos personales.

2.- Determina el tipo de colchón que te interesa.

* Elige el material adecuado. Hoy en día existen colchones de una amplia gama de materiales que ofrecen diferentes características, entre lo que escoger el mejor para la pareja: viscoelástico, de muelles, de espuma, de látex natural o de materiales naturales, entre otros. En tiendas especializadas como Colchones Aznar puedes elegir entre una amplia variedad y si tienes dudas sobre los beneficios de cada tipo de colchón, pedirles asesoramiento.
* Dureza. Es importante que escojas la adecuada para los gustos de la pareja. Normalmente los colchones se dividen en blandos, duros y muy duros. Ante la duda, decántate por el duro, que además de ser el de dureza media, es el más adecuado para el cuidado de la espalda.

3.- Escoge la base ideal.

Cada una tiene unas características que debes tener en cuenta antes de decidirte. ¿Te interesa una base canapé para ganar espacio de almacenaje bajo la cama? ¿Y si es así, te viene mejor con canapé abatible o con cajonera bajo la cama? ¿Prefieres una base tapizada o un somier de láminas clásico? ¿Qué tal una cómoda cama articulada eléctrica?

4.- ¿Una almohada o dos?

Hay quienes no pueden dormir con la misma almohada, bien porque cada miembro de la pareja se siente más cómodo con una altura y dureza, bien porque sus preferencias de materiales son diferentes. Hace años era complicado encontrar medidas para dos almohadas individuales en una cama de matrimonio pero hoy en día es lo más habitual. Existen diferentes materiales (plumas, espuma, látex, etc…), densidades y alturas para que cada ambos podáis tener vuestra favorita aunque sean muy diferentes entre sí.
Lo más importante de una almohada es que cuide las vértebras cervicales de la persona que la utiliza.

5.- La ropa de cama que precisas en verano y en invierno.

Elige el tipo de sábanas para la cama de matrimonio que precisas; lo habitual es dos juegos de cama para invierno y dos para verano. Puedes decantarte por materiales cálidos para el invierno como la franela, o el tejido pirineos, y otros más frescos para el verano como el algodón, el tergal, la seda o el hilo.
Determina si prefieres un nórdico, colcha o edredón, y quedaos con los colores que mantengan la decoración de vuestro dormitorio.
No te olvides de las mantas, que deben tener una largura y anchura algo mayor que la de la cama para que no se queden cortar durante su uso. Escoge materiales que abriguen sin pesar, pues son mejores para la espalda.

6.- Un cabecero a vuestra medida.

Además del tamaño y la estética que debe ser acorde con la decoración del dormitorio, ten en cuenta el material del que está hecho. Por ejemplo, te interesa evitar los cabeceros tapizados si uno de los miembros de la pareja sufre de alergia a los ácaros, pues son más difíciles de mantener libres de polvo a diario.

Es importante hacer una buena elección de cama matrimonial para poder disfrutar de un descanso nocturno reparador que os permita empezar cada nuevo día con energías renovadas.  Ahora ya conocéis los pasos a seguir para hacer una buena elección.¿Preparados para escoger la mejor cama de matrimonio para vosotros?

 

Foto by Pixabay

Compartir.

Comentarios están cerrados.

aaa

Comentarios